Nuevo!! Nuevos enlaces a los Buscadores más utilizados, en un desplegable de la barra lateral. Accede directamente a Google, Wikipedia, etc.

Universo Mágico premia la calidad de los astrofotografos mediante un Reconocimiento a su labor.

✨Los aficionados ya pueden escribir sobre astronomía. Date de alta como Autor en Universo Mágico Público.

✨Comunidades de Astronomía en Google Plus: Universo Mágico - Astronomy Lab - Space Roads - Space World - Astronomy Station

✨Grupos de Astronomía en en Facebook: Astronomy & Space Exploration - Universo Mágico - Big Bang - Galicia Astronómica

✨Un cúmulo de mil galaxias

Martes 29 de Agosto de 2017




Esta imagen de la cámara Wide Field Imager, instalada en el telescopio MPG/ESO de 2,2 metros de ESO en Chile, muestra los cielos estrellados alrededor de un grupo de galaxias llamado PLCKESZ G286.6-31.3. El grupo en sí mismo es difícil de detectar inicialmente, pero se presenta como una agrupación sutil de galaxias amarillentas cerca del centro de la imagen. El cúmulo galáctico alberga unas 1000 galaxias, además de grandes cantidades de gas caliente y materia oscura. Como tal, el cúmulo tiene una masa total de 530 billones (530.000.000.000.000) de veces la masa del Sol. Cuando se ve desde la Tierra, PLCKESZ G286.6-31.3 se ve a través de las franjas exteriores de la Gran Nube de Magallanes, una de las galaxias satelitales de la Vía Láctea. La Gran Nube de Magallanes alberga más de 700 cúmulos de estrellas, además de cientos de miles de estrellas gigantes y supergigantes. La mayoría de los objetos cósmicos capturados en esta imagen son estrellas y cúmulos estelares ubicados dentro de la galaxia vecina.

El telescopio MPG/ESO de 2,2 metros ha estado en funcionamiento en el Observatorio La Silla de ESO desde 1984. El telescopio ha sido utilizado para una variedad de estudios científicos de vanguardia, incluyendo investigación innovadora en estallidos de rayos gamma, las explosiones más poderosas en el universo. La cámara Wide Field Imager (WFI) de 67 millones de píxeles, montada en el foco Cassegrain del telescopio, ha estado obteniendo vistas detalladas de objetos muy distantes desde 1999.


Crédito:   ESO