Nuevo!! Universo Mágico ha creado una Sala de Chat para que puedas conversar en tiempo real.

Universo Mágico premia la calidad de los astrofotografos mediante un Reconocimiento a su labor.

✨Los aficionados ya pueden escribir sobre astronomía. Date de alta como Autor en Universo Mágico Público.

✨Comunidades de Astronomía en Google Plus: Universo Mágico - Astronomy Lab - Space Roads - Space World - Astronomy Station

✨Grupos de Astronomía en en Facebook: Astronomy & Space Exploration - Universo Mágico - Big Bang - Galicia Astronómica

✨Chandra mira en rayos X a SN 1957D

Martes 24 de Marzo de 2015




Hace más de cincuenta años, una supernova fue descubierta en M83, una galaxia espiral a unos 15 millones de años luz de la Tierra. Los astrónomos han utilizado el Observatorio de Rayos X Chandra para hacer la primera detección de los rayos X emitidos por los restos de esta explosión. Nombrado SN 1957D porque era la cuarta supernova que se descubrió en el año de 1957, es una de las pocas situadas fuera de la Vía Láctea, la galaxia que es detectable, tanto en longitudes de onda de radio y ópticos, décadas después de que se observó su explosión. En 1981, los astrónomos vieron el remanente de la estrella que explosionó en las ondas de radio, y luego en 1987 se detectaron los restos en longitudes de onda ópticas, años después de que la luz de la explosión en sí se hizo indetectable.

Los nuevos datos de rayos X del remanente de SN 1957D proporcionan información importante sobre la naturaleza de esta explosión, los astrónomos creen que sucedió cuando una estrella masiva se quedó sin combustible y colapsó. La distribución de los rayos X con energía sugiere que SN 1957D contiene una estrella de neutrones, de giro rápido, estrella densa formada cuando el núcleo colapsó antes de la supernova. Esta estrella de neutrones , o púlsar, pueden estar produciendo un afloramiento de partículas cargadas, en movimiento a velocidades cercanas a la de la luz conocida como nebulosa de viento púlsar. Si se confirma esta interpretación, el púlsar en SN 1957D se observa a una edad de 55 años, uno de los púlsares más jóvenes jamás vistos.

Fotografía original 

Crédito:     Rayos X: NASA / CXC / STSci / K.Long. Óptica: NASA / STSci